05
Feb

Combustibles de hidrógeno: perspectivas de un mercado en crecimiento

05 Feb 2021
0

La necesidad urgente de encontrar recursos energéticos renovables ha hecho que los combustibles de hidrógeno destaquen cada vez más como una prometedora solución capaz de transformar los sistemas energéticos de todo el mundo. Para finales del 2029 se espera que el mercado del hidrógeno supere los 260.000 millones de dólares, lo que abrirá la puerta a numerosas oportunidades de investigación y negocio en este ámbito. A partir de los datos de la colección de contenidos de CAS, hemos realizado un análisis de las tendencias mundiales en cuanto a investigación sobre los combustibles de hidrógeno.

Tener una visión clara sobre este sector es fundamental para acelerar la investigación y aprovechar las oportunidades actuales y futuras del mercado del hidrógeno. Actualmente, el 90% del suministro energético mundial procede de combustibles fósiles. El hecho de que sean una fuente de energía no renovable hace que nuestra dependencia respecto a ellos no sea sostenible a largo plazo. Además, los subproductos de los combustibles fósiles dañan el medio ambiente al liberar toxinas, partículas y aumentar las emisiones de CO2 que contribuyen al calentamiento global. Por otro lado, existen varias fuentes de energía sostenible como la solar, la eólica, la térmica oceánica, la geotérmica y la biomasa, por nombrar algunas; pero que todavía no son capaces proporcionar un suministro de energía suficiente, fiable y rentable.

En la búsqueda de alternativas energéticas adicionales y más escalables, el hidrógeno se muestra inmensamente prometedor y se perfila como el principal competidor de los combustibles fósiles. Al funcionar como combustible y como portador de energía, el hidrógeno también puede almacenar energía de diversas fuentes primarias, ofreciendo mayores posibilidades como fuente de energía renovable en comparación con las demás alternativas.

La generación de energía con hidrógeno se basa en un sistema de pila de combustible desarrollado originalmente en la década de 1970. Esta pila, compuesta por un cátodo, un ánodo y un electrolito, produce energía eléctrica mediante una reacción química entre el hidrógeno y el oxígeno. Como la reacción solo genera agua, electricidad y calor, el uso del hidrógeno no contribuye al efecto invernadero, convirtiéndolo en una opción muy prometedora y cada vez más estudiada. Desde 1997, nuestros datos revelan un aumento constante del volumen de patentes en el ámbito del combustible de hidrógeno, lo que demuestra el creciente interés mundial por comercializar esta tecnología desde la firma del Protocolo de Kioto.

El porcentaje de patentes sobre hidrógeno está representado por el color y el grosor de la línea. Fuente: Colección de contenidos de CAS

Acceda al artículo completo en inglés en el blog de CAS.

Descargue el reporte detallado sobre combustibles de hidrógeno realizado por el equipo de científicos de CAS.

Para profundizar sobre temas de futuro energético, visítenos y participe en nuestras ponencias en el CIIT 2021.

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *